We use, we bake and we eat cookies. By browsing our site you agree to our use of cookies. Okay! Learn more

The Hat, el encanto de la sencillez - Lateral
18 de agosto de 2015 0 Comentarios

The Hat, el encanto de la sencillez

Siempre solemos recomendar restaurantes, hoteles o lugares especiales de otras capitales. Pues bien, hoy queremos dirigirnos al público de fuera, al que aprovecha un fin de semana para ver la capital y quiere sacar el mayor partido a su visita. Aunque también, por qué no, a los que viven en Madrid, ya que The Hat no es sólo un sitio para dormir. Descubre como es capaz de enamorarte la sencillez de un hostel.

No sólo recomendamos lugares lujosos. Nuestro objetivo es mostrarte sitios que merecen la pena de verdad, que ofrecen calidad, ya sea en sus productos, en el trato con el cliente o en su manera de hacer las cosas. Y la calidad no está de ninguna manera reñida con la sencillez, que es la esencia de este establecimiento hotelero ubicado en pleno centro de Madrid.

The Hat es un precioso palacete del siglo XIX convertido por el estudio de arquitectos Jesús Manzanares en un hostel bastante peculiar, exento de pretensiones y diseñado para dar alojamiento a todo tipo de viajeros: familias, grupos de amigos, aventureros solitarios… Todos tenemos nuestro espacio en este hotel ubicado en el número 9 de la calle Imperial, ya que sus 42 habitaciones ofrecen alrededor de 220 camas distribuidas de diferentes formas para dar alojamientos casi personalizados.

El hotel tiene poco más de un año y, según sus creadores, está pensado no sólo para dormir. Socializar es la función principal para la que están pensados sus amplios espacios que fomentan la conversación y comunicación entre propios y extraños.

Ya en la recepción encuentras una especie de barra de bar, con banquetas y mesas altas donde poder tomar algo a cualquier hora. También cuenta con dos espacios dedicados a la gastronomía y el tapeo: The Cave, el salón donde se sirven los desayunos y que posteriromente sirve como sala multifuncional donde tienen cabida exposiciones culturales o sesiones de DJ’s, y la terracita del ático, un sencillísimo lugar con maravillosas vistas donde tomar una buena cerveza a última hora del día o tapear con amigos en un ambiente internacional, distendido y sencillo, lejos del ‘postureo’ de lugares de moda.

Nuestra más sincera enhorabuena a los ideólogos de este lugar que hace de Madrid una ciudad un poco más acogedora de lo que ya es.

¿Aún no lo conoces? Estás tardando. 😉

Fotografías: http://thehatmadrid.com

Deja un comentario